Espacio Publicitario



Suscribite al mailing
Buscar

SUPLEMENTOS | Mujer | Tecnología | Autos | Deco & Co | Turismo Regional |
Domingo 17
Diciembre 2017
Hora 09:12 am

TODO EL
CLIMA




Seguínos en:



HOME
PERGAMINO
REGIÓN
PAÍS
MUNDO
DEPORTES
ESPECTÁCULOS
MUNDO INTERIOR



Home | Bienvenidos

 |  24, Julio 2017

Porsche Panamera Sport Turismo




Compartir


Porsche inicia la comercialización de la tercera variante de carrocería del Panamera. A las versiones normal (que probamos en video en este enlace en la versión 4 S Diésel) y larga de la berlina de lujo de la marca se añade ahora una variante llamada Sport Turismo que cambia su parte trasera para ofrecer un portón más grande y vertical, algo más de maletero y una configuración de la banqueta trasera de 2+1 plazas.

Sinceramente, me cuesta mucho ver qué necesidad tenía Porsche de ofrecer esta variante de carrocería del Panamera. Es cierto que el Sport Turismo ofrece algo más de espacio en las plazas traseras y 20 litros más de maletero, pero quién compra un Panamera no necesita cinco plazas -el que vaya a comprar este Sport Turismo tampoco- y no hay ninguna ganancia en el tamaño, el comportamiento dinámico o la gama de modelos. En cambio, hay un incremento de precio de entre 3.000 y 4.000 euros respecto al Panamera conocido.

 

No quisiera que se me malinterpretara y que pensarais que este coche me parece una tontería. No es eso. Sólo intento explicar que no hay tantas diferencias entre una versión y otra como para que existan ambas. Y entenderé perfectamente que haya quién no esté de acuerdo con ello. En cualquier caso, siempre es bueno que el cliente pueda elegir pero en este caso hablamos de dos coches con una configuración muy similar y que, además y contra lo que pueda parecer, miden exactamente lo mismo, con 5,05 metros de largo por 1,93 de ancho y una distancia entre ejes de 2,95 metros.

Hecha esta reflexión inicial, vamos con el coche. Hasta el pilar B, es decir, hasta medio coche, puertas delanteras incluidas, no hay ningún cambio. Es un Panamera al uso. De medio coche para atrás es donde se aprecian los cambios. El principal es la prolongación del techo, que, además de ser más largo, conserva una altura superior y no cae tanto como en el Panamera berlina. Porsche ha conseguido que el coche mantenga la elegancia del nuevo Panamera, en mi opinión muchísimo más equilibrado estéticamente que el de la primera generación. Y la parte trasera está bien resuelta aunque no se desmarca en exceso de la otra variante.

 

Al final del techo, Porsche ha instalado un alerón móvil con tres posiciones con una misión parecida al del Panamera clásico que está situado en la base de la luneta trasera. El alerón cambia su ángulo en función del uso del coche. Así, por debajo de 170 km/h. mantiene un ángulo de -7º para contribuir a conseguir el máximo de eficiencia. Por encima de esa velocidad, se sitúa en un ángulo de 1º positivo para generar 50 kilos de carga deportante y, si elegimos la opción del techo de cristal practicable y lo abrimos, el alerón trasero se eleva para contribuir a eliminar el ruido del airegenerado por el deflector que emerge al abrir el techo.

Este nuevo techo culmina en unos robustos pilares traseros y en un portón más vertical que el del Panamera, más ancho y que, sobre todo, tiene un umbral más bajo. Este último detalle es importante ya que facilita la carga de objetos pesados al no tener que elevarlos tanto. El portón trasero se abre eléctricamente y da acceso a un maletero de 520 litros (salvo en el híbrido, que tiene una capacidad de 425 litros ya que parte del espacio está ocupado por el paquete de baterías). Respecto al Panamera, el incremento de capacidad es de 20 litros.

 

La verdad es que 20 litros parecen pocos, pero la sensación es de que el maletero es más grande, sobre todo por altura. Con los asientos abatidos, la capacidad es de 1.390 litros (1.295 en el híbrido) que son 50 más que en la versión ya conocida. El abatido de los asientos traseros para alcanzar esas cifras es en proporción 40/20/40 y el coche dispone de desbloqueo eléctrico de los respaldos desde el maletero. Éste puede equiparse con diferentes gadgets de sujeción de carga (guías en el piso, cintas de sujeción, redes) y con una toma de corriente de 230 voltios.

 

Más espacio para la cabeza

Si en el maletero la ganancia es poca, en las plazas traseras también, pero significativa. En anchura no hay cambios, en espacio para las piernas tampoco ya que la batalla es la misma y el asiento está situado a la misma distancia, pero en altura sí que podemos decir que el Sport Turismo es más amplio. Y no sólo eso. A los cuatro centímetros que se ganan en la cota de altura y que permitirán que personas de elevada talla viajen a todo confort en la parte trasera, se suma el hecho de que las puertas traseras, ligeramente más grandes y con un corte del techo menos en caída, facilitan un mejor acceso a las plazas traseras, algo que las personas de más edad agradecerán sin ninguna duda.

 

En esta misma parte trasera encontramos otra de las grandes novedades del coche. Por primera vez un Porsche no SUV ofrece un habitáculo para cinco ocupantes. Porsche lo llama 4+1 y hay que darle la razón ya que la plaza central es totalmente accesoria. Las dos exteriores están perfectamente marcadas como si se tratara de asientos individuales, de manera que el eventual pasajero central -claramente en situación de necesidad- va sentado con las piernas abiertas (el túnel de transmisión es muy ancho y obviamente sigue ahí) y apoyado sobre un respaldo muy duro que esconde un reposabrazos.

Huelga decir que la presencia de un tercer ocupante obliga a sus dos acompañantes a ocupar los asientos exteriores de manera nada cómoda ya que deben desplazarse hacia la puerta y no pueden sentarse donde está previsto que lo hagan. Para los que no necesiten esa quinta plaza eventual, Porsche ofrece en opción la configuración de cuatro plazas que elimina la plaza central, el apoyacabezas y el cinturón y sitúa entre ambos asientos una consola similar a la delantera.

 

Una gama ya conocida

No hay novedades en el apartado mecánico y este nuevo Panamera mantiene las mismas versiones que el de carrocería convencional salvo tres: la básica Panamera de 300 CV y tracción trasera y las dos más prestacionales, el Turbo S y el Turbo S E-Hybrid. Asi pues, hay cinco Sport Turismo disponibles que son los que siguen con sus precios para España.

 

Porsche Panamera 4 Sport Turismo: 109.088 €
Porsche Panamera 4 E-Hybrid Sport Turismo: 115.488 €
Porsche Panamera 4S Sport Turismo: 133.800 €
Porsche Panamera 4S Diesel Sport Turismo: 138.114 €
Porsche Panamera 4 Turbo Sport Turismo: 182.899 €

La gama arranca con el V6 biturbo de 330 CV (Panamera 4) y la versión E-Hybrid híbrida enchufable que tiene el mismo motor pero apoyado por otro eléctrico de 136 CV. Este motor permite que esta versión circule hasta 50 km en modo 100% eléctrico. El primero tiene una velocidad máxima de 259 km/h., acelera de 0 a 100 km/h. en 5,5 segundos y un consumo homologado de 7,8 litros/100 km. El híbrido corre más (275 km/h.), acelera más rápido (4,6 segundos) y consume menos con una cifra homologada de 2,5 litros/100 km que, como siempre en el caso de los híbridos, hay que tener en cuenta que se refiere sólo a los 100 primeros kilómetros y siempre que se haya salido con la batería a tope. A partir del siguiente centenar de kilómetros, el consumo es inferior al del Panamera 4 gracias al uso del motor eléctrico en las fases de apoyo al de gasolina.

Por encima quedan otras dos versiones con motor de gasolina; el 4S, con el mismo V6 de 2,9 litros pero con dos turbocompresores (440 CV, 286 km/h., 4,2 segundos en el 0 a 100 km/h. y 8,3 litros de consumo) y el Turbo, con un V8 de 550 CV, también biturbo (304 km/h., 3,8 segundos y 9,5 litros). La opción diésel es la misma que probamos en el video del que os he dejado el enlace al principio, un V8 de 422 CV con una punta de 282 km/h., una aceleración de 4,3 segundos y un consumo medio de 6,7 litros.

 

Todos los Panamera Sport Turismo son 4x4 y disponen de una caja de cambios automática de doble embrague con accionamiento manual mediante levas de 8 reaciones. El sistema de tracción integral es electrónico y reparte el par entre ambos ejes en función de las condiciones de adherencia. Todas las versiones disponen además de la última versión del Porsche Vectoring System que reparte el par entre las ruedas priorizando las que tienen mejor tracción.




coches.net





Comentarios


 
No se han ingresado comentarios.

¡Enviá tu comentario!

  Nombre y Apellido (Requerido)

  Mail (Requerido) No será publicado

















































Recepción de Avisos / Comercial:
publicaciones@celpinf.com.ar
Atención de 8 a 12:30 y de 16 a 19 horas.

Redacción:
diarioelpergaminense@gmail.com

HOME PERGAMINO REGIÓN PAÍS MUNDO DEPORTES ESPECTÁCULOS Legales | Publicá tu noticia


Copyright 2012. ElPergaminense.com | Todos los derechos reservados.